La clave está en atreverse

¡Jálalo que es pargo!

Jacko Badillo

¡Jálalo que es pargo!

Política

Marzo 12, 2019 18:27 hrs.
Política Nacional › México Guerrero
Jacko Badillo › codice21.com.mx

922 vistas

¿Cuántas veces hemos escuchado ’si hubiera hecho esto…’, ’si hubiera hecho aquello…’? Hay quienes dicen que el hubiera no existe. Yo creo que más allá de ser una palabra negada, deberíamos adoptarla como algo que nos recuerde eso que nunca debemos hacer: Lamentarnos por algo que no hicimos.

Todos en algún momento antes de emprender un negocio, participar en la política, estudiar una carrera o tomar una decisión importante en nuestras vidas -como casarnos, por ejemplo- tuvimos titubeos, nervios, o peor aún, fuimos presa de la incertidumbre por no saber la suerte que podríamos correr, y no son pocos los que esos planes o proyectos los han dejado simplemente en intención, ante el miedo a fracasar.

El estadunidense T.S. Eliot (Thomas Stearns Eliot), uno de los principales poetas del Siglo XX, escribió entre sus citas más destacadas: ’Sólo las personas que se atreven a ir demasiado lejos logran descubrir hasta dónde son capaces de llegar’, y esto es justamente el llamado que como empresario, deportista, político, pero sobre todo como ciudadano les hago. Hay que ir con todo y sin miedo en busca de lograr nuestros propósitos.

Es cierto que la incertidumbre siempre va a estar ahí, acechándonos, frenándonos, por eso una de las primeras cosas que debemos aprender es que lejos de permitir que se nos convierta en un dique, verla como uno más de los obstáculos que debemos sortear en nuestra carrera por la vida, con valor, decisión, fuerza, coraje, inteligencia y corazón.

Sin lugar a dudas, muchos (salvo los que tuvieron un golpe de suerte u optaron por el camino de lo ilícito) de quienes hoy gozan de posiciones privilegiadas en los negocios, en la política, en lo social o cualquier ámbito de la sociedad, lo lograron gracias a que en su momento arriesgaron, se decidieron, persistieron y pusieron el mayor esfuerzo.

Habrá quienes con todo y ello no lograron lo que se propusieron, pero al menos tienen la satisfacción de que no se quedaron con la incertidumbre, de que tuvieron el valor de hacerlo, y lo que es mejor, que la vida está llena de oportunidades, y que si no se logró en la primera, siempre habrá una segunda, una tercera o las veces que sean necesarias. La clave está en atreverse y persistir, sentir la agradable sensación de haberlo intentado.

Mientras tanto… ¡Jálalo que es pargo!

Ver más