La Hoguera

La misoginia de los Sosa Castelán

La misoginia de los Sosa Castelán
Política
Mayo 15, 2024 01:50 hrs.
Política ›
Emmanuel Ameth › Emmanuel Ameth Noticias

1,704 vistas

Que Damián Sosa Castelán, candidato del PT Hidalgo al senado que hace las funciones de rellenar la boleta electoral, haya sido denunciado por violencia política de género no es una sorpresa dentro del clan familiar, mismo que se ha caracterizado, entre otras cosas, por su misoginia.

El episodio más reciente, el que involucra a Damián Sosa, derivó de que tuvo la ocurrencia de decir, en una de sus giras, que candidatas a elección popular debían la posición en la que estaban por ser “amantes” del Secretario de Gobierno de la entidad y no por mérito propio alguno. Ahora deberá justificar la ligereza de sus afirmaciones ante la autoridad correspondiente, misma que seguramente le sancionará como inelegible para puestos de elección popular en un futuro.

El tema no es menor si se atiende que más allá de buscar una victoria en urnas -que no hay escenario donde se le dé-, en realidad pretendía demostrar alguna valía para poder acceder a un espacio de representación proporcional en un futuro inmediato, pues sería la única alternativa viable para librar los procesos penales que siguen en su contra. Descartado algún tipo de fuero, producto de su propia torpeza, sólo le espera andar a salto de mata en cuanto terminen los procesos electorales.

Pero el anecdotario es más vasto.

Hace unos ayeres Agustín Sosa fue exhibido en redes por sus comentarios misóginos siendo funcionario de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH), mismos que se vio en la urgencia de borrar.

Más que un lapsus, la situación está en que se convirtió en un detonante para que diversas trabajadoras expresaran que eran objeto de abuso de autoridad y hasta de acoso por parte del personaje, mismas que no habrían sido denunciadas en forma por temor a represalias. “Es algo que se nota hasta en el perfil de asistentes-secretarias que tienen”, expresó una de ellas.

Y si nos vamos mucho más atrás, el mismo Gerardo Sosa, bajo arraigo domiciliario por un proceso de delincuencia organizada y lavado de dinero, junto con los secuaces de la ya extinta Federación de Estudiantes Universitarios (FEUH), fue señalado por cometer abuso en contra de la cantante Yuri así como de sus coristas, lo que hizo que la intérprete no tuviera ganas de regresar a la entidad en muchos años.

El libro de Arturo Herrera Cabañas recoge esas y otras vivencias del líder moral del Grupo Universidad que entre otros excesos, perfectamente pueden retratar la misoginia con la que se conducen. No por nada es que designando rectores, han sido capaces de colocar a impresentables y faltos de tacto, como el actual, antes que pensar en colocar a una mujer.

ATIZOS

Hablando de obras donde se retrata al grupo porril, este viernes se llevará a cabo un evento que conmemora la obra de Alfredo Rivera denominada “La Sosa Nostra”, mismo que a 20 años de su publicación, provocó una persecución judicial hacia el escritor y una sanción millonaria por supuesta difamación. El tiempo sin embargo, puso a cada quien en su lugar: Rivera es un respetable escritor y periodista, mientras que Gerardo sigue preocupado por tejer alianzas que le compren su libertad y la de los suyos.

Afortunadamente para las nuevas generaciones y después del golpe electoral que recibirán en menos de un mes, mismo que los ubicará en su realidad, la vigencia del grupo tiene los días contados y carecen de un relevo generacional. Porque aún teniendo “jóvenes” en sus filas, el pensamiento de los 80s en el que se quedaron atrapados les impide adaptarse a los nuevos tiempos. Será en este sexenio que la UAEH se libre de ellos y que comience a escribirse una nueva historia para el alma mater. Más temprano que tarde, su legado será juzgado.

Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

La misoginia de los Sosa Castelán

Éste sitio web usa cookies con fines publicitarios, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestra política de uso de cookies.