Las armas convencionales que "involuntariamente" podrían desatar una guerra nuclear


La línea cada vez más difusa entre las armas nucleares y las convencionales incrementa las posibilidades de una guerra nuclear, tanto planificada como por error.

| Roberto Noriega Súarez | Desde Puebla en Directo

Gobierno

Febrero 12, 2019 22:31 hrs.
Gobierno Internacional › USA
Roberto Noriega Súarez › Puebla en Directo

1,692 vistas

La línea cada vez más borrosa entre las armas nucleares y convencionales está aumentando la amenaza de una guerra nuclear.

Las armas nucleares y no nucleares nunca han estado completamente separadas unas de otras.

El bombardero B-29, por ejemplo, fue diseñado y construido para lanzar misiles convencionales. Pero el 6 de agosto de 1945, uno de estos aviones, el Enola Gay, lanzó un arma nuclear en la ciudad japonesa de Hiroshima.

74 años después, nueve países poseen ahora miles de armas nucleares, que se están mezclando cada vez más con las no nucleares.

La reserva mundial de armas nucleares se redujo desde su máximo histórico de alrededor de 64.000 en 1986, pero algunas armas contemporáneas son unas 300 veces más poderosas que la bomba que cayó sobre Hiroshima.

Todos los estados con armas nucleares poseen armas de doble uso que pueden usarse para lanzar ojivas nucleares o convencionales. Estas incluyen misiles de rangos cada vez más largos.

Rusia, por ejemplo, ha desplegado recientemente un nuevo misil de crucero terrestre, el 9M729.

EE.UU. cree que este misil es de doble uso y ha sido probado a distancias "muy por encima" de los 500 km.

El misil está en el centro de los reclamos de Estados Unidos de que Rusia violó los términos de un tratado que prohíbe el uso de misiles de medio e intermedio alcance.

Este es el motivo por el cual el mes pasado EE.UU. anunció su retirada del Tratado de Fuerzas Nucleares de Alcance Intermedio (INF, por sus siglas en inglés).

La decisión fue replicada por Rusia, lo que generó preocupación por una nueva carrera armamentística.

Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor